Planta reubicable ofrece a Santos flexibilidad en la desalinización

Planta reubicable ofrece a Santos flexibilidad en la desalinización


Una planta de ósmosis inversa totalmente reubicable para tratar el agua de formación ‘producida a partir de’ gas metano de carbón, haciendo posible su vertido al medioambiente o su reutilización.


  • Cliente

    Santos

  • Tecnología

    Pretratamiento por filtración de disco para eliminar las algas, seguido de microfiltración para eliminar los sólidos finos; desalinización por ósmosis inversa.

  • Ubicación

    Surat & Bowen Basins, Queensland

  • Puesto en marcha en

    Febrero de 2011

  • Escala del proyecto

    1.5 ML/d

Dificultad Santos, uno de los mayores productores de gas metano de carbón de Australia, está explorando y desarrollando varios yacimientos en las Cuencas de Bowen y Surat en Queensland. Durante la producción del gas metano de carbón se desplazan grandes volúmenes de agua que se conoce como ‘agua de formación’. El vertido de esta agua está regulado por la estricta normativa del Gobierno de Queensland. El Total de Sólidos Disueltos (TDS) en el agua puede variar en un factor de 10 o mayor dependiendo del pozo. Es necesario llevar a cabo una desalinización por ósmosis inversa (OI) antes de que el agua pueda verterse o reutilizarse. Para complicar más el caso, normalmente el nivel del agua de un pozo de gas metano de carbón está al máximo nada más comenzar la extracción de gas y se reduce gradualmente a lo largo de la vida del pozo. Santos necesitaba una solución para el tratamiento de aguas que se pudiera trasladar de un lugar a otro para maximizar la eficacia de la operación. 

Solución Mientras que algunas de las plantas desalinizadoras de Osmoflo están montadas en contenedores al efecto, parte del equipo, como los tanques de almacenaje o algunas partes de los sistemas de pretratamiento suelen suponer la realización de obras civiles permanentes. De forma pionera en Australia, Osmoflo planteó el diseño de este sistema para que las obras civiles fueran mínimas. Todos los equipos esenciales para las operaciones de la planta, incluyendo los tanques, las salas de control e incluso una pequeña oficina, se ubican en el interior de pequeñas naves, algunas con entradas protegidas por cortinas a ambos lados que facilitan el acceso a los equipos y productos químicos. En el interior de las naves se habilita un sistema de mangueras para el agua de proceso y las líneas químicas conectadas entre sí, bandejas retractables para los cables, tomas de corriente para todos los suministros y controles que aseguran que todos los equipos tienen asignado un contenedor para facilitar su transporte. Por el momento la planta, capaz de tratar 1.500 kilolitros de agua al día, está ubicada en Roma. El sistema de pretratamiento se ha diseñado para eliminar brotes de algas que ocurren de vez en cuando en las presas en las que se almacena agua de producción e incluye un sistema de filtración de discos y de microfiltración. Funcionando al 85% de recuperación, la planta desalinizadora por ósmosis inversa opera en dos o tres fases dependiendo del contenido de TDS del agua de alimentación. Se llevó a cabo una simulación completa de todo el sistema en las instalaciones de Osmoflo en Burton para prevenir posibles problemas operativos antes de su entrega. El agua tratada se puede utilizar para la irrigación, los vertidos medioambientales o se puede reutilizar como agua de proceso.

Resultado Santos cuenta con un sistema único en Australia – una planta desalinizadora por ósmosis inversa totalmente reubicable y capaz de tratar aguas de calidad y contenido en sal variables. Esta planta se puede desmontar de un lugar, reubicar en otro y estar totalmente operativa en cinco días hábiles. 

Santos es una empresa australiana puntera de prospección y producción de petróleo y gas. Es una de las operadoras con más experiencia de la industria de GMC (gas metano de carbón). 

Nuestros otros proyectos de gas de veta de carbón